Inicio Mundo biker Cuando el enemigo está en casa

Cuando el enemigo está en casa

15

Marc Márquez, vigente campeón de MotoGP, afronta una nueva temporada en la que su principal rival será Jorge Lorenzo, que tendrá sus mismas armas tras fichar por Honda el pasado verano.

La temporada de MotoGP se centra en un nuevo curso. Esta será la 71ª edición del Campeonato del Mundo para la máxima categoría, que comenzará el 10 de marzo en Losail y terminará en Cheste el 17 de noviembre. Ocho meses en los que se disputarán nada menos que 19 carreras en las que a Marc Márquez le tocará defender su trono.

El piloto de Cervera es el actual campeón y el gran dominador en los últimos tiempos. Desde su ascensión a la categoría reina del Mundial de Velocidad en 2013, el catalán ha sumado 5 de los seis títulos posibles, solo siendo batido en 2015 por su compatriota Jorge Lorenzo.

No cabe duda de que gran parte de su éxito ha residido en el hecho de formar parte del mejor equipo que existe a día de hoy en MotoGP, Honda. Allí Márquez siempre ha tenido una moto competitiva con la que poder pelear en casi todos los circuitos por la victoria. Un arma que en esta ocasión le tocará compartir con su máximo rival, Lorenzo.

Una pelea sin excusas

El mallorquín oficializó durante el curso pasado su fichaje por el equipo nipón y allí parece que tendrá las herramientas suficientes como para poder hacer sombra a Márquez. Desde el aterrizaje del de Cervera en esta disciplina, el mallorquín atesora un solo campeonato, un subcampeonato, un tercer puesto, logros conseguidos cuando estaba en Yamaha, y unos séptimo y noveno puestos, en los dos últimos años con Ducati. Sin duda, uno de los pocos que ha podido hacerle frente y el único que ha logrado batirle en una temporada, lo que le coloca en la casa de apuestas Betway como uno de los candidatos a vencer a Marc, pues además de esos éxitos cuenta con cinco Mundiales y llega con mucho hambre a esta nueva experiencia con Honda. Aunque, conviene destacar que al menos, para el inicio del campeonato, el catalán contará con algo de ventaja, pues ya está adecuado a su estilo de conducción.

imagen por: pixabay.com

Este impresionante palmarés, además, coloca a Lorenzo como un gran imán para las marcas. De hecho, es el gran referente de la bebida energética Monster en esta competición, pues bien conocido es su casco con la M de su patrocinio, entre otros muchos ejemplos que se podrían dar.

Esa gran imagen que tiene el balear en el mundo del motociclismo también fue una de las claves de su fichaje en 2017 por Ducati, una de las casas más laureadas de todos los tiempos. Sin embargo, en Italia no ha cuajado buenas campañas al no haberse adaptado del todo a su estilo y por ello se vio obligado a cambiar de aires tras no ser renovado por los transalpinos.

Se espera alguna alternativa a Honda

Este nuevo panorama con los, seguramente, dos principales pilotos de la parrilla con la teórica mejor moto, ha creado un gran revuelo y tiene a todos los aficionados en vilo por que comience la temporada. Esta será larga, se pasará por un total de 19 circuitos y tendrá una gran alternancia de resultados, sobre todo si otros equipos logran meterse en la pelea por las victorias.

Ahí aparece el nombre de Valentino Rossi y Yamaha, dos posibles candidatos a resucitar y plantar cara al dúo de Honda. ‘Il Dottore’, que cuenta con gran parte de la afición a su favor, aunque con mucha también en su contra, es una auténtica leyenda que sigue compitiendo y siempre puede dar la sorpresa, Aunque para ello necesitará que su moto responda mejor que en las dos últimas temporadas, en las que no ha estado a la misma altura que la de los japoneses.

En definitiva, a poco tiempo de que comience una nueva aventura de MotoGP, el foco se centra en el equipo Honda, donde compartirán box los dos principales candidatos al título. Marc Márquez y Jorge Lorenzo brindarán al público una excelente batalla durante toda la campaña 2019 en la que se juegan el prestigio de ver quién es el mejor con las mismas armas.