Inicio Conducción Responsable Viajar en moto de noche

Viajar en moto de noche

607
Compartir

Viajar en moto es una experiencia maravillosa por donde lo veas. Nada tan placentero como sentir los rayos del sol mientras admiramos el hermoso paisaje, esa es la escena que se nos viene a la mente cuando pensamos en tomar nuestra moto y salir a rodar, sin embargo viajar en moto no esta restringido a hacerlo solo de día. Un motociclista con espíritu biker tiene que vivir la experiencia de viajar en moto de noche por lo menos una vez en su vida.

Muchos podríamos pensar que Viajar en moto de noche es algo peligroso, pero en realidad sigue siendo lo mismo y se disfruta bastante si se toma en cuenta algunas medidas de prevención.

Viajar en moto de noche

Lo primero que es obvio y hay que tomar en cuenta es que nuestra visibilidad disminuye considerablemente, lo cual eleva la posibilidad de encontrarnos sorpresivamente con un obstáculo, puede haber de todo, desde un animal nocturno, un bache, un camino con tierra suelta, una curva muy cerrada, otro vehículo, etc, etc.

En el día seguramente este tipo de obstáculos serían previsto con mayor anticipación, lo que nos daría mayor tiempo para reaccionar ante ellos, pero viajando de noche podríamos no contar con ese valioso tiempo. Para compensar esto, la mejor alternativa definitivamente es bajar la velocidad, no estamos hablando de que hay que ir a paso de abuelita, pero si a una menor velocidad a la que irían normalmente si fuera de día.

Y bueno, no solo se trata de que tú veas lo que hay en el camino, también es importante que los demás te vean a ti, por eso es aconsejable viajar con ropa reflectante, verificar que las luces de tu moto funcionen a la perfección, incluso podrías equiparte con algunas luces extras, faros de niebla y cualquier cosa que asegure que no pasarás desapercibido para cualquier otro vehículo que te encuentres en el camino.

Otro de los inconvenientes que puedes encontrar al viajar en moto de noche es la molesta luz alta de algunos vehículos que te topas de frente, si te toca el caso, lo más aconsejable es no mirar directo al frente, bajar la velocidad, desviar un poco la mirada a la derecha y enfocar en la línea blanca del camino para guiarte mientras pasa el vehículo.

Finalmente queda decir que durante la noche es aconsejable no realizar ningún movimiento brusco, es decir, evita frenar sorpresivamente, cambiar de dirección o realizar cualquier maniobra, de noche es mucho mejor tomarse el mayor tiempo posible para realizar cualquier movimiento y estar seguros de que quienes vienen cerca de ti se dieron cuenta que planeas hacerlo.

Pues bien, estos son algunos consejos que pueden ayudarte a disfrutar de un excitante viaje en moto de noche.

Feliz rodada Biker!