¿Hay futuro para las motos autónomas? Allen Ko dice que no

294

En un a entrevista realizada a Allen Ko, el actual presidente de KYMCO, habló acerca del mundo de las motos autónomas y afirmó «Me resulta complicado imaginar que los clientes de Kymco quieran una moto autónoma«.

Hablemos de motos autonónomas

Ko quien es el presidente más joven que ha tenido la compañía dentro de su existencia, tomó el cargo hace tres años cuando la empresa fabricante de motos cumplía su 50 aniversario, habló de las desventajas de la autonomía en una moto.

En primer lugar habló de la gran diferencia entre las ventajas de un coche autónomo y la moto, siendo lo más destacable la capacidad. En el caso de los autos, su funcionalidad será muy diferente, por ejemplo con el transporte público actualmente ya hay trenes que no necesitan conductor, del mismo modo que habrá autobuses lanzaderas sin nadie al volante a corto plazo.

Motos autónomas
Motos autónomas

En el caso del coche autónomo sí ve que pueda ser posible el evitar accidentes y algo que podría ser para las motos, no es sorpresa que «El cliente ahora busca seguridad y confort además de la velocidad y que ser un motero sea cool». De ahí que se vaya consolidando en el sector de las dos ruedas el sistema de control de estabilidad o el de tracción, además de los frenos ABS.

No encuentra rivalidad entre seguridad y deporte, en el caso de KYMCO acaba de lanzar al mercado el AK 550. Es su vehículo más potente, con 53,7 caballos. Aúna agilidad y confort, siendo 3.250 euros más barata que su rival, la Yamaha T-Max DX. E introduce el sistema Noodoe de Kymco que convierte el AK 500 en una moto conectada en tiempo real a la nube. «Con Noodoe tenemos una perspectiva diferente a otras marcas. No se trata sólo de conectar nuestros modelos al Internet de las Cosas, sino que invertimos en I+D para anticipar lo que nuestros clientes nos demandarán en movilidad».

Por otro lado, hablando de movilidad, afirmó que «el siguiente paso es el escooter. Habrá transporte público, coches eléctricos, bicicletas, bicis y motos eléctricas y cada forma de transporte crecerá según sus ventajas. Nosotros tenemos un proyecto de escooter que creo que solucionará el problema de la recarga».

La moto eléctrica llegará pero a su vez, la convencional deberá adaptarse a la normativa de emisiones en Europa. Acaba de entrar la Euro IV y en 2020 llega la Euro V. Ko afirma que «es un reto y también es nuestra responsabilidad. Debemos invertir en que la gente deje de pensar que el motorista no está comprometido con el medio ambiente», y se ve en una buena posición en cuanto a sus rivales para cumplir las reglas de 2020.

Ko cree que el mercado de motos mundial, europeo y de España, crecerá en los próximos años. Y se reafirma en su apuesta por los scooters: «Tienen más margen de innovación que las motocicletas».